Kafe aleak8
k&g
Xabier Sagardia
Bettye Swann - Make Me Yours
Money - 1967
bo

La discográfica de angelina de Ruth Dolphin Money publicó en 1967 el LP Make Me Yours de Bettye Swan (nacida en Louisiana con el nombre Bettye Jean Champion). Un disco de doce temas, donde se hayan medios tiempos, canciones más rápidas y alguna que otra balada, con el amor y desamor convertidos en hilos argumentales, tal y como era tradición en las canciones de soul y r&b. Elegir Make Me Yours, y no otro, de entre las docenas de discos fabulosos que se hicieron en la década de los 60 se debe a diversos factores. El primero, el color y la fuerza controlada de la voz de Bettye; el segundo, su talento, ya que la propia Bettye era quien componía muchas de las canciones que cantaba; y por último, su manera de interpretar, sin efectismos gratuitos, y siempre obedeciendo a la naturaleza de la canción.

En todos los cortes del disco salen a relucir todos esos dones, en la bailable
Fall In Love With Me, en la sugerente Don't Look Back , en la impresionante Don't Wait Too Long , en la emocionante I Will Not Cry , en la ligera The Heartache Is Gone, en el éxito que tuvo el tema Make Me Yours en la lista Hot R&B Billboard...pero es sobre todo en la quinta canción donde se fusionan todas esas virtudes: en el cañonazo up tempo denominado Don't Take My Mind, la cual se quedó clavada en la banda sonora de la vida de quien escribe estas lineas. De hecho, esta canción va más allá de las virtudes que debe tener toda canción rompepistas. Una sección de viento cristalina y selecta, una linea de bajo potente y unos golpes de batería precisos y devastadores dan comienzo a la canción. Bettye grabó la canción sin ningún efecto especial (ni echo ni ningún otro truco) y se oye cruda, tal y como era. Con gran emoción y, al mismo tiempo, conteniendo esa emoción. Quien canta es un corazón roto, y romperá el corazón de quien le escucha, con los puños apretados y, pese a que la letra sea triste, sin dejar de bailar. ¿Contradictorio? No, al menos, en el loco y enloquecedor mundo del soul, pues es habitual que las letras de muchos rompepistas sean tristes. Bettye canta “You take my love, money and time / please have mersey baby / don't take my mind”, en una sentida súplica. Definitivo.



Xabier Sagardia

Iruñea, 1973

Periodista musical

entzun.com