Kafe aleak 90
k&g
Ima Paralux
Nine Inch Nails   -   The Fragile
Interscope Records - 1999
bo



Nunca he sido de esas personas que disfrutan memorizando nombres, sellos, albumes o años de edición. He de decir que lo mismo me ocurre con la alineación de la Real Sociedad de 1981. Ambos hechos me preocupan lo mismo. Sin embargo aunque sé positivamente que jamás retendré dato alguno sobre fútbol, no es así con la música. Cuando llego a reconocer un nombre, una letra o una melodía sin pretenderlo, irremediablemente ya han quedado grabados en mi memoria.

No recuerdo cuándo escuché por primera vez NIN, lo que sí puedo decir es que desde entonces este pequeño palíndromo ha formado parte de mis preferencias musicales.


Cuando tras 5 años de largo silencio Reznor publica en 1999 “The Fragile”, crítica y seguidores coinciden en que la espera ha valido la pena. A pesar de que con “The Downward Spiral” había dejado el listón muy alto, este cuarto trabajo no defrauda en absoluto. 23 temas divididos en dos cds “Left” y “Right”, que si los escuchas de principio a fin te transportan hasta los confines del maldito infierno pasando por la más absoluta de las calmas para finalmente llegar a estadios realmente oscuros que confieren a toda la composición una extraña belleza.




nin

Según palabras del propio Reznor, The Fragile fue concebido haciendo de la composición, los arreglos, la producción y el diseño del sonido una sola cosa. Algo que desde luego se nota. Todo en este trabajo mantiene una coherencia asombrosa. Técnicas, estilos, gritos, murmullos, distorsión, ruido, armonías, disonancias, ritmos, progresión, repetición y texturas magistralmente cohesionadas en infinidad de capas repletas de notas de guitarra, bajo, batería, violín, contrabajo, chelo, piano vibráfono, ukelele, slide-guitar y cientos de matices electrónicos que conforman una composición soberbia y exquisita, bañada además de la personalísima voz de Trent Reznor.


La gira de “The Fragile” comenzó en Barcelona y el 14 de noviembre de 1999 yo estaba allí. He de decir que los primeros minutos fueron un poco desconcertantes. Todo sonaba “demasiado” rock y yo buscaba sonidos que evidentemente no estaban. Para el segundo tema ya no echaba nada en falta. Aquello desde luego no era el disco, pero poco importaba. Una vez más NIN volvía a sorprenderme. La puesta en escena superó a todas mis expectativas. Reznor escupía un tema tras otro, y enfrente el público, no perdíamos detalle. Un despliegue de visuales inundaba en varios planos la escenografía y con la calidad de los músicos y una estudiada iluminación construyeron puro espectáculo. 565 kilómetros y 3.800 pesetas me llevaron hasta allí, de vuelta traje uno de los mejores conciertos guardados en la memoria.


Desde luego Trent Reznor lo ha tenido todo para ser un producto más de la industria. Quisieron convertirlo en un divo de la escena; joven, rebelde y famoso, atormentado por un pasado difícil cargado de depresión, adicciones y muerte. Pero una vez más con la coherencia y la integridad que muchas veces ha demostrado Reznor, da a toda la mainstream con la puerta en las narices. Es el mismo que incita en sus conciertos a que “roben” su música para regalarla y seguir robando, el que ha publicado sus dos últimos trabajos bajo licencia creative commons y el que trabaja independiente sin sello discográfico alguno.


De él se ha dicho que es un verdadero visionario y ha sido declarado uno de los 100 artistas más grandes de todos los tiempos. Yo sólo puedo decir que es un genio, y que “The Fragile” es la genialidad que NIN nos regala. Es uno de los viajes que no te puedes perder en la vida. Siéntate, sube el volumen y cierra los ojos. Eso es todo lo que ahora necesitas.



Nota: En 1981 La Real Sociedad se proclama campeón de Liga por primera vez en su historia. Dicen.



Ima Paralux. Caracas, 1965
Videoartista
seriesnegras.org




Creative Commons-en baimena